Reseña Mutant Year Zero

Mutant Year Zero

Mutant Year Zero – Nosolorol

Estrenamos nuestra sección de reseñas con una de las novedades de Nosolorol Ediciones, Mutant Year Zero. Esta joya sueca heredera de Mutant, el juego de rol de 1984 del que derivaría el famoso Mutant Chronicles, se suma a la oferta de juegos de rol post-apocalípticos, rescatando el feeling de los padres del género, como el Gamma World o el propio Mutant.

¿Pero qué nos ofrece de novedoso Mutant Year Zero? En un principio, es inevitable compararlo a Apocalypse World del idolatrado/odiado D. Vincent Baker: MYZ también está orientado a la narración y presenta arquetipos muy definidos de PJ (Matón, Merodeador, Esclavo, Mecánico, Cronista, Adiestrador de Perros, etc.) cuyas relaciones servirán para tejer en gran medida las tramas de las sesiones. Sin embargo, los suecos logran definir unas mecánicas sencillas de una manera muy ordenada que evitan la pregunta «¿cómo dirijo yo esto?» que más de uno se habrá hecho con AW. Y, por supuesto, como el nombre del juego indica, los PJ son mutantes; es decir, que empiezan con una o dos mutaciones (desde Alas de insecto hasta Velocista, pasando por Necrófago Titiritero), pero que a lo largo del juego podrán adquirir más, bajo el riesgo de ver cómo el PJ va degenerando lentamene corroído por la Descomposición.

En armonía con la tendencia actual del rol, MYZ integra a jugadores y DJ de manera muy natural e incide en que la narración se construye entre todos. En más de un momento se insiste en que es aconsejable evitar el concepto clásico de DJ que prepara y detalla todo de antemano, a favor de desarrollar la historia en conjunto, sesión tras sesión. Es en este punto en el que, como por arte de magia, unas aparentemente simples mecánicas cobran sentido, ayudadas por un montón de ganchos, ideas y ejemplos para dar vidilla al juego y crear esta narración en directo.

Mutant Year Zero Portada

Mutant Year Zero – Portada

La ambientación se presenta también de manera clara y sugerente. Los PJ pertenecen a un Arca, un refugio en el que han podido sobrevivir a un entorno hostil y lleno de peligros llamado la Zona, bajo el amparo del Anciano, mentor y protector de las Personas del Arca. Pero el Anciano está en las últimas y los PJ tendrán que luchar por mantener el frágil equilibrio del Arca, desarrollando Proyectos y explorando la Zona. Aquellos que se arriesguen y vivan al límite, además, podrán forzarse a sí mismos y sufrir algún que otro daño a cambio de más puntos para usar mutaciones.

A este sandbox añadimos una compleja metatrama que ayuda al DJ a comprender el porqué de la ambientación. De todas formas, ésta es opcional e incluso, solo como sandbox, el juego es capaz de ofrecer muchas sesiones de diversión post-apocalíptica. También es posible usarla como inspiración para crear nuevas metatramas.

El único punto débil del juego puede ser que emplea dados específicos, que no son más que D6 con símbolos específicos para «1» y «6». Es cierto que es más molón jugar con los dados del juego, pero no es una condición indispensable. Además, existe una app gratuíta oficial de dados MYZ para Android y iPhone que funciona de maravilla.

También está prevista una baraja con cartas de Mutaciones, Artefactos y Amenazas que sustituya a tirar los dados en las respectivas tablas. Como en el caso de los dados, esto es cuestión de gustos. Hay quien considera estos añadidos como un sacacuartos y quien lo ve como un complemento.

Lo que sí que esperamos (y pedimos a gritos) es que la línea de MYZ tenga continuidad en castellano, para poder disfrutar de las ampliaciones que están siendo ya publicadas en inglés (saurios mutantes, el mar post-apocalíptico, animales mutantes…).

Marcar como favorito enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *